Lavrov y Blinken debatirán en Islandia futuro de relaciones entre Rusia y Estados Unidos

El canciller ruso, Serguéi Lavrov, y el secretario norteamericano de Estado, Antony Blinken, se enfrentarán a una amplia agenda temática durante su conversación de hoy en Reykiavik, destacó en Islandia la prensa local.

Lavrov llegará este miércoles a la capital de Islandia para participar en la reunión del Consejo Ártico, donde Rusia ocupará la presidencia de turno del grupo, integrado además por Canadá, Dinamarca, Estados Unidos, Finlandia, Islandia, Noruega y Suecia.

Según el viceministro ruso de Asuntos Exteriores, Serguéi Riabkov, la reunión entre los representantes de Moscú y Washington contribuirá con el desarrollo de negociaciones sobre el Plan de Acción Integral Conjunto (PAIC) con Irán, señaló la agencia noticias Sputnik.

Indicó además que la situación en el Medio Oriente, de manera especial el escalamiento del conflicto israelo-palestino, será otro de los temas del encuentro entre los diplomáticos de Rusia y Estados Unidos.

Este lunes, en Moscú, el jefe de la diplomacia rusa manifestó a la prensa que con Blinken espera un diálogo profesional que le permita conocer la postura de Estados Unidos sobre los principales problemas internacionales de interés para este pais.

Dijo que Rusia está dispuesta a alcanzar un equilibrio de intereses con EEUU sobre la base del respeto mutuo en temas binacionales y globales.

«Valoraremos los llamamientos a la normalización de EEUU no por las palabras, que ya ha habido demasiadas, sino por los hechos», apuntó Lavrov.

El diplomático ruso recordó las declaraciones del pasado viernes del portavoz del Departamento de Estado, Ned Price, quien afirmó que en el encuentro de Islandia Blinken tratará con Lavrov sobre la relación bilateral y posibles áreas de cooperación.

En tan sentido, indicó que «todo lo que de una u otra manera influya en la estabilidad estratégica —armas nucleares y convencionales, ofensivas y defensivas— debe estar sobre la mesa de negociaciones».

Señaló que Moscú decidirá el formato y los temas de una posible cooperación con Estados Unidos, así como «las líneas rojas que no podremos cruzar a la hora de analizar la agenda internacional», indicó.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.