Presidente de la Asamblea Nacional de Cuba rechazó intentos de restaurar orden unipolar

«Durante la pandemia, y a pesar del reclamo internacional, se ha recrudecido el bloqueo económico, comercial y financiero impuesto durante seis décadas por el Gobierno de Estados Unidos. Bloqueo genocida que no solo transgrede los derechos humanos de los cubanos, incluido su legítimo derecho al desarrollo, sino cercena y ofende el derecho soberano de todos los países a relacionarse con Cuba», denunció el presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular de Cuba, Esteban Lazo Hernández, en la recién efectuada Quinta Conferencia de Presidentes y Presidentas de Parlamento.

En el encuentro, realizado de manera virtual, el también miembro del Buró Político del Partido reiteró el firme compromiso con la defensa de los propósitos y principios de la Carta de las Naciones Unidas, que constituyen la base del multilateralismo y la guía para la actuación de los Estados en sus relaciones internacionales.

«La democratización de las relaciones internacionales, como la cultura de paz –aseveró– requieren tanto del reconocimiento y respeto, por todos los Estados, del derecho de los pueblos a elegir el sistema económico, político y social que consideren pertinente, como de la materialización del principio de no injerencia en sus asuntos internos por otras naciones.

«Los parlamentarios cubanos ratificamos que se requiere de unas Naciones Unidas realmente fuerte y proactiva, con un Consejo de Seguridad transparente y debidamente democratizado, y también de una Asamblea General revitalizada, que acompañe a los Estados en la construcción soberana del futuro que cada nación decida para sí, sin interferencia alguna», afirmó.

El más alto dirigente legislativo cubano rechazó los intentos de restaurar un orden unipolar, y el desconocimiento de los compromisos internacionales contraídos por parte de EE.UU., y sus ataques contra los organismos multilaterales.

Hizo referencia también a la fiel vocación humanista y solidaria de nuestro país, que, en momentos tan complejos para el mundo, ha prestado asistencia a 43 naciones en el contexto de esta pandemia, a través de su colaboración médica.

«La Asamblea Nacional del Poder Popular de Cuba ratifica el compromiso de continuar trabajando junto a los parlamentarios del mundo en el establecimiento de un orden internacional democrático y justo, que responda al reclamo de paz, seguridad, estabilidad, desarrollo y justicia social de todos los pueblos, y contribuya al pleno cumplimiento de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible. Al mismo tiempo, exige que los países desarrollados suministren a los países en desarrollo la ayuda necesaria que les permita fortalecer su capacidad científica y tecnológica, para avanzar hacia modalidades de consumo y producción más sostenibles», apuntó.

«Los parlamentarios cubanos –agregó– también defendemos la cooperación internacional como una vía para enfrentar problemas globales como el cambio climático, el terrorismo y las migraciones, que quebrantan la paz. Con ese espíritu, condenamos las transgresiones de la Carta y el quebrantamiento del Derecho Internacional, incluidas la amenaza del uso de la fuerza contra Estados soberanos, las intervenciones, la imposición de medidas coercitivas unilaterales y las acciones dirigidas a provocar cambios de régimen, las cuales atentan contra el mantenimiento de la paz y la seguridad internacionales».

Lazo Hernández ratificó el apoyo a la posición firme y enérgica del Gobierno de Cuba, en rechazo y condena de todos los actos, métodos y prácticas terroristas en todas sus formas y manifestaciones.

Asimismo, hizo referencia a cómo «la pandemia de la COVID-19 evidencia la necesidad de prestar atención por igual a los problemas de salud y sanidad de los migrantes», y añadió cómo Cuba está fuertemente comprometida con una migración segura, ordenada y regular. Igualmente, aspira a un cambio en la actual situación de desigualdad, inequidad y pobreza, para ofrecer una solución duradera a la migración.

Refiriéndose al tema central de la Conferencia, el Presidente del Parlamento cubano hizo énfasis en que los diputados de la Asamblea Nacional ratifican los principios de nuestra política exterior, recogidos en la Constitución de la República.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.