Si no le ganamos la pelea al mosquito, no vamos a contener la transmisión de dengue

| | |

Para la prevención y control del dengue, tenemos que seguir llamando a la participación comunitaria y de los centros de trabajo, porque esta es una batalla que es de todos y en la que es imprescindible la autorresponsabilidad individual, familiar y de las administraciones y los colectivos laborales para impedir la proliferación del mosquito Aedes aegypti.

Fue este el consenso de los encuentros de este jueves del Primer Secretario del Comité Central del Partido y presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, y el miembro del Buró Político y Primer Ministro, Manuel Marrero Cruz, con los expertos y científicos para temas de salud y el Grupo temporal de trabajo del Gobierno para la prevención y control del nuevo coronavirus.

Tras una amplia explicación sobre el comportamiento del dengue en la semana anterior y lo que va de esta, el titular del Ministerio de Salud Pública (Minsap), José Ángel Portal Miranda, subrayó en el intercambio del Grupo de trabajo, la necesidad de cerrar filas en cada territorio para lograr mayor calidad en todas las acciones antivectoriales, en primer lugar, por parte de los especialistas y trabajadores que participan en la campaña. 

“Si no le ganamos la pelea al mosquito, no vamos a contener la transmisión de dengue”, afirmó Portal Miranda, quien pidió poner el mayor empeño en los 71 municipios con más alto riesgo de transmisión por los elevados niveles de infestación de Aedes aegypti que tienen.

Enfatizó al respecto la necesidad de optimizar las labores de enfrentamiento en las ocho provincias, 16 municipios y 24 áreas de salud del país que al cierre de la semana 29 del año (17-23 de julio) tienen transmisión comprobada de dengue.

El ministro de Salud Pública informó que en la tercera semana de julio se identificaron 23 758 casos febriles inespecíficos (5 989 más que en la semana 28) y se procesaron 10 590 muestras de IgM SUMA para diagnóstico de dengue, con una positividad de 45,1 por ciento, para un total de 4 776 casos reactivos.

Aunque no es esta una epidemia tan severa como otras reportadas anteriormente, los números reclaman una mayor percepción de riesgo y de acción por parte de las autoridades y de la población para incrementar la detección y destrucción de los focos de mosquito.

La positividad más alta al IgM SUMA para diagnóstico de dengue corresponde a los territorios de Holguín, Las Tunas, el municipio especial Isla de la Juventud, La Habana, Villa Clara, Camagüey, Guantánamo y Ciego de Ávila.

En cuanto a la focalidad del vector, se conoció que la semana anterior esta fue superior en un 115 por ciento con respecto a igual semana de 2021. El 66,1 por ciento de la focalidad se concentra en La Habana, Santiago de Cuba, Holguín, Camagüey, Matanzas y Pinar del Río.

La epidemia de dengue también fue abordada en el encuentro que semana tras semana sostiene el Presidente de la República con los expertos y científicos para temas de Salud, en el que también participó el Primer Ministro, Manuel Marrero Cruz; el miembro del Secretariado del Comité Central del Partido Jorge Luis Broche Lorenzo, jefe del Departamento de Atención al Sector Social, y los viceprimeros ministros Inés María Chapman Waugh y Jorge Luis Perdomo Di-Lella.

Moderado por el titular del Minsap, en el intercambio el doctor Reinol Fermín García Moreiro, viceministro de esa cartera, hizo una reseña de la organización de la atención médica y vigilancia epidemiológica a pacientes afectados por arbovirosis, en especial, el dengue.

Señaló que la prevención y control de la enfermedad tiene como primera premisa el consultorio del médico y la enfermera de la familia, que debe ser el centro de todas las acciones que se realizan en la comunidad, y la comunidad organizada como tal.

Recordó que los escenarios de atención médica son, además del consultorio, el policlínico, con sus servicios de urgencias, y los servicios de urgencia de los hospitales.

García Moreiro informó que para la hospitalización de pacientes con dengue se han desplegado 3 436 camas de hospitalización, divididas en 156 camas en unidades de Cuidados Intensivos, 554 en unidades de Vigilancia Intensiva y 2 726 en salas de cuidados convencionales. No obstante, acotó, está previsto incrementar el número de camas si es necesario.

Díaz-Canel insistió en este punto en aplicar los protocolos para el dengue según la experiencia que se ha acumulado en el enfrentamiento a la Covid-19, así como garantizar la calidad del ingreso domiciliario, y, sobre todo, desarrollar una labor de prevención que se adelante a la aparición de casos.

En el intercambio con los expertos y científicos también se presentó una ponencia sobre los resultados en Cuba de la aplicación de la llamada Técnica del Insecto Estéril (TIE) para el control sostenible de Aedes Aegypti y dengue, que estuvo a cargo del Dr. René Gato Armas, investigador del Instituto de Medicina Tropical Pedro Kourí (IPK).

La tecnología, que se ha desarrollado para diferentes vectores en los países del Primer Mundo, consiste en la esterilización de mosquitos Aedes Aegypti con técnicas nucleares. Las investigaciones en el IPK han demostrado la eficacia de la TIE para el control de estas poblaciones en Cuba a nivel de laboratorio, semicampo y en condiciones reales.

El Dr. Gato Armas argumentó que esta técnica debe concebirse como un método para el control sostenible de vectores (durante largos períodos y en grandes áreas) y que la producción y aplicación del mosquito estéril en nuestras condiciones pudiera tener costos similares a otras herramientas de control, por lo tanto, no significaría un aumento de los costos totales del Programa.

El IPK —añadió— posee la capacidad tecnológica y científica para la evaluación de la efectividad de la TIE, incluyendo el tratamiento ya realizado en un municipio de la Habana.

Díaz-Canel ponderó los resultados científicos del IPK, y se pronunció por aplicar esa técnica junto a las que ya se vienen aplicando tradicionalmente en el país.

Seguir atentos a la covid-19

En la reunión de esta semana del Presidente de la República y el Primer Ministro con expertos y científicos para temas de salud, se presentó, como es habitual, la Actualización de los modelos de pronósticos para la covid-19, a cargo del Doctor en Ciencias Raúl Guinovart Díaz, decano de la Facultad de Matemática y Computación de la Universidad de La Habana.

El especialista señaló que la situación de Cuba sigue siendo muy favorable aún, pero la tendencia es al crecimiento de casos positivos; no obstante, las cifras se mantendrán por debajo del 30 por ciento del último pico pandémico.

En las últimas dos semanas —agregó—, todas las regiones del país han experimentado un crecimiento de casos confirmados. Para todas las provincias se mantendrá la tendencia al control de casos, afirmó, pero con ligeros incrementos de casos diseminados en todo el país.

El Dr. C. Guinovart Díaz observó que en la semana se ha producido un incremento de más 30 por ciento de casos confirmados y activos, y que existen condiciones para que crezca el número de estos, por lo que debe continuarse manteniendo las medidas sanitarias, para evitar un deterioro de la actual situación epidemiológica.

El tema también fue ampliamente abordado en el Grupo temporal de trabajo del Gobierno para la prevención y control de la Covid-19, a partir del sistemático informe que presenta al respecto el ministro de Salud Pública, José Ángel Portal Miranda.

Realizado por videoconferencia con autoridades políticas y gubernamentales de los territorios, asistieron al encuentro los miembros del Buró Político, Esteban Lazo Hernández, presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular y del Consejo de Estado, y el vicepresidente de la República, Salvador Valdés Mesa, además de los viceprimeros ministros Inés María Chapman Waugh, Alejandro Gil Fernández y Jorge Luis Perdomo Di-Lella, así como jefas y jefes de carteras, entre otras autoridades.

(Con información de Cubadebate)

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.